top of page
  • Fabián Pizarro Arcos

China podría haber inventado números negativos y positivos 800 años antes que la India

Las primeras varillas para contar, hechas de bambú, fueron encontradas en 1954 en una tumba en Changsha.


Por el Diario del Pueblo en línea


El descubrimiento de antiguas varillas para contar hechas de marfil sugiere que los chinos podrían haber sido los primeros en el mundo en concebir números negativos y positivos (800 años antes que la India), según una investigación reciente.


Entre 2004 y 2008 se desenterraron sesenta y una varillas en Xi'an, provincia de Shaanxi, en el Mausoleo Qin de Shenheyuan para la realeza durante el Período de los Reinos Combatientes (475-221 a. C.). Tienen una longitud de 18,3 a 18,5 centímetros y un diámetro de 0,49 a 0,54 cm. Cada uno pesa entre 5,7 y 7,7 gramos.


Después de años de investigación, los expertos han llegado a la conclusión de que las varillas de marfil probablemente fueron una de las primeras herramientas de conteo utilizadas para distinguir el concepto de "positivo" y "negativo".


Son las primeras varillas pintadas de este tipo que se encuentran, ya sea de color rojo y blanco o de rojo y negro.


En un texto temprano producido durante la dinastía Han (206 a. C.-220 d. C.), Nueve capítulos sobre el arte matemático, el matemático Liu Hui mencionó que las varillas rojas para contar representan números positivos y las negras representan números negativos.

Li Zhenfei, estudiante de doctorado de la Escuela de Patrimonio Cultural de la Universidad del Noroeste en Xi'an, afirmó el martes que el descubrimiento de las varillas para contar es "un logro importante en la historia de las matemáticas", ya que indica que los chinos habían desarrollado el concepto de números negativos y positivos durante el último Período de los Reinos Combatientes.


"Esto fue más de 800 años antes de que los matemáticos indios inventaron el sistema aritmético para la suma, resta, multiplicación y división que involucra números positivos y negativos en el siglo VII", dijo Li. "Refleja el alto nivel de logros en matemáticas aplicadas en la antigua China".


Li, junto con el profesor Guo Yanli de la Escuela de Historia y Civilización de la Universidad Normal de Shaanxi, publicaron los resultados de la investigación en Arqueología y Reliquias Culturales, una revista china fundamental en el campo arqueológico.


El propietario de la tumba era muy prestigioso y la mayoría de los arqueólogos creen que era la abuela del emperador Qinshihuang. "Es poco probable que esas varillas fueran utilizadas para cálculos matemáticos", dijo Li. "Más bien, probablemente eran herramientas de conteo para gestionar, recompensar o castigar a los subordinados del propietario de la tumba. Los diferentes colores representan una buena o una mala acción".


La aparición del concepto de números negativos es anterior al establecimiento de reglas de funcionamiento abstractas. Según la investigación, en general se cree que las ganancias y pérdidas en la vida diaria proporcionaron la base para la creación de números negativos.

Las varillas estaban hechas con delicadeza, con una longitud y un grosor casi idénticos. La mayoría se encontraron intactas, pero varias estaban rotas. Son cilíndricos, con algunos estrechándose ligeramente en ambos extremos. Tienen superficies lisas y fueron finamente pulidas, con extremos transversales limpios.


Las secciones intermedias de 30 varillas son blancas y ambos extremos son rojos; 28 varillas tienen un centro negro con extremos rojos. Sólo una varilla es totalmente blanca y dos estaban demasiado dañadas para ser identificadas.


Li dijo que el fabricante de las varillas podría haberlas coloreado con pigmento mineral.

"La composición específica requiere más investigación y análisis científicos. En general, el recubrimiento puede haber sido hecho de hematita en polvo o cinabrio", dijo.


La mayoría de las primeras varillas para contar estaban hechas de bambú, pero algunas eran de madera, metal o huesos de animales, y en su mayoría han sido desenterradas en tumbas desde finales del Período de los Reinos Combatientes hasta la Dinastía Han del Este (25-220). Por lo general, tenían entre 13 y 14 cm de largo.


A menudo se guardaban en una bolsa de tela que se ataba a la cintura de la persona y se llevaba consigo. Cuando era necesario hacer cálculos, se colocaban horizontal o verticalmente para representar el número.


Las primeras varillas para contar, hechas de bambú, fueron encontradas en 1954 en una tumba en Changsha, provincia de Hunan, según Li.


0 comentarios

Comments


bottom of page