top of page
  • Fabián Pizarro Arcos

China: Beijing solicita incluir su Eje Central como patrimonio mundial

La aprobación de la UNESCO haría que el sitio obtenga una mayor preservación y protección en los próximos años.


Por Fabián Pizarro


La capital china, Beijing, ha solicitado formalmente que el Eje Central de la ciudad sea Patrimonio de la Humanidad. El texto de la solicitud se presentó al Centro del Patrimonio Mundial de la UNESCO en enero de este año.


Los 21 países miembros del Comité del Patrimonio Mundial decidirán si el Eje Central de Beijing se puede incluir en la Lista del Patrimonio Mundial en la 46ª conferencia anual del comité en 2024.


Si la solicitud tiene éxito, reforzará la primera posición de Beijing entre las ciudades del mundo en cuanto a número de sitios de Patrimonio Mundial.


"Presentamos la solicitud para una mejor protección y desarrollo de nuestra ciudad histórica", dijo a China News Weekly Yu Ping, exdirector adjunto de la Oficina del Patrimonio Cultural de Beijing. "Eso está en sintonía con la búsqueda de la UNESCO por la preservación del patrimonio".


La solicitud del sitio del Patrimonio Mundial de la UNESCO mejorará la gestión y la utilización del patrimonio del Eje Central en todos los ámbitos, abordando los factores que dañan o ponen en peligro su "valor universal excepcional" y avanzando en su protección y desarrollo sostenibles, China News Weekly citó a Qin Hongling, jefe de la Escuela de Humanidades de la Universidad de Ingeniería Civil y Arquitectura de Beijing.


El Eje Central se extiende 7,8 kilómetros desde la Torre del Tambor y la Torre de la Campana en el norte de la ciudad vieja hasta la Puerta de Yongding en el sur, uniendo una serie de sitios característicos de Beijing, incluidos los palacios y parques imperiales de la antigua China y los antiguos edificios de ceremonias de sacrificio.


Remontándose a la dinastía Yuan (1271-1368), el Eje Central, que atraviesa el área central de la ciudad vieja de Beijing, sigue siendo la base fundamental de la planificación y el desarrollo urbano de la capital, que tiene una influencia de gran alcance en la arquitectura de la ciudad y el patrón espacial.


Más de dos tercios del Eje Central histórico están rodeados de manzanas históricas y culturales, con 33 calles de este tipo que suman 19,3 kilómetros cuadrados.


0 comentarios

Comments


bottom of page